28 de febrero de 2011

Si, si estamos en crisis

Un par de horas...cada día me gustas más.Pero lo nuestro no puede ser.No pudo ser, y no lo será.
Que yo no soy suficiente para tí.Nunca he sido suficiente  para nadie, y núnca lo seré.No soy nadie magnifico, sólo soy una persona mediocre, con una vida mediocre.Ni demasiado guapa, ni demasiado simpática.Eso sí, tengo un carácter complicado, y eso sí que puedo afirmarlo, que soy rara, pero rara, hasta decir basta.
Nadie nunca se ha enamorado de mí, y nadie nunca lo hará.Nadie nunca se ha quedado colgado de mí, ¿por qué iba a ser ahora? Generalmente, los tios, bueno, cierto tio en especial (que compartía ciertas partes en común con la misma historia que me ronda en la cabeza, la tuya y la mia) me destrozó todo el poco amor propio que aún podía tener.Me recuerda bastante a tí, todo empieza entre ji ji y ja ja, entre un ; bah! por jugar un rato, no pasará nada.Y no te das cuenta de que te engañas a tí misma, y eso es lo peor que puedes hacer.Comienzas en la negación y terminas contando las horas que quedan para verle, por que sí, porque te gusta, y te empeñas en negarlo.Y lo seguirás negando, porque jamás aceptaras que alguien no se interese por tí.Prefieres callarte todo, tragarte tus sentimientos, no arriesgar, dejar que todo se pase, que aparezca una tipa rápida, de esas que si merecen la pena, de esas que no se parecen a tí ni en las pestañas,y tú te quedarás allí sentada, mirando como se besan delante, tuyo, increíblemente jodida y estúpidamente feliz, porque el esté enamorado de alguien que le haga feliz, porque tu sabes que no le harás feliz.
Y te preguntas que cojones hubiese pasado, si le hubieses dicho lo que sentias, si le hubieses robado ese beso, que no soportabas mas.Y también te preguntas que quizá si hubiese nacido un año antes, tuviese 3 tallas más de sujetador y midiese 50 cm más igual no estaría ahora aqui sentada, escuchando como la gente te dice:
-No te conviene, olvidate de él, así te evitas el sufrir.Porque es un putón, jamás tendrá un sentimiento por nadie.
Y te cagas en todo lo cagable, joder, ¿te crees que eso no lo sé yo? Una puta mieda como una casa.Que sí, que lo sé, pero explicaselo tu a mi corazón, a mi cabeza, y a mis "microvellosidades" que se erizan cada vez que su mano roza mi cuello.
Y yo me cago otra vez en todo.Que ya no sé si luchar, si no luchar, si dejarlo todo por imposible... que no me gusta que me prometan el cielo, porque eso no me gusta, el amor no es amor si en el fondo no duele.Y esto es así, y lo será así hasta que llegue el fin del mundo.Que esa es otra, se supone que en el 2012 el mundo se acabará, pero sabes...prefiero no estar con alguien que me promete el cielo y la tierra, alguien que lo daría todo por mí, cuando a mí, sinceramente, no me interesa, de momento.Prefiero intentar conseguir eso que se que no voy a conseguir, pero los que son fracados realmente son los que jamás intentan las cosas.
Y sigo aquí sin saber que cojones así, que me importas, y cada día más.Y yo intento luchar contra esto, pero esque tu sonrisa es superior a mí.
Supongo que seguirá siendo así, el resto de mi vida.Jodiendome, por una puta adicción.Quizá vaya siendo hora de que abandone, y deje de soñar.

27 de febrero de 2011


No sé que será.
Si será ese puto encanto tuyo para sonreír a todo el mundo.
No sé si será esa mirada baja , con cara de mala hostia,soplando, suplicando al cielo, aclamando que te dedique una sonrisa para tranquilizarte.
No sé si será, ese mensaje contestado.Un sms, sin más, pero como dice mi amiga, un mensaje, siempre es un mensaje.
No sé si será ese don tuyo para hacerme sonreír aunque sea con un "vete a la mierda"
No sé si será esa jodida adicción que creaste en mí.
No se si será esa sensación de histeria, que me cubre por completo cada vez que sé que voy a verte.
No lo sé, pero me desquicias, y a la vez me encantas.
Eres increíblemente perfecto, y mi estómago no soporta más mariposas dentro de él.
Dedicame una mirada de dulzura, y yo te daré la mejor de mis sonrisas.

Miedo, y mas miedo

Ya no sé en que teoría confiar; 




Si en la que dice que los sueños se hacen realidad, o en la que dice que las cosas que sueñas siempre serán eso, sueños.




Miedo, pero lo que se dice totalmente a-c-o-j-o-n-a-d-a.

Me gusta cuando callas, porque estás como ausente

Uno sentado justo al lado del otro, en el suelo, culpa del alcohol que llevan en sangre.
-¡Ey! No me has echo caso en toda la noche, no sé donde cojones te has metido.
-No te jode...¿te lo pasabas bien con mi amiga no?Puedes irte con ella si quieres.
-Eso solo lo he echo para ver si de una jodida vez venias a saludarme, pero no quiero nada de ella.
-Déjame apoyarme sobre tí, tengo sueño,me mareo y quiero besarte.




Besos, placer,sueño, alcohol...dulce juventud.

26 de febrero de 2011







Sin retorno va a mi corazón.









Quiero agradeceros el "éxito" o como queraís llamarlo que ha tenido la historia En busca de un pasado.Quiero que sepaís que voy a hacer un parón en el desarrollo de la historia por diversas causas, una porque me he quedado sin ideas y porque estoy hasta el culo de exámenes...Así que si Dios quiere, cuando termine los exámenes y me vuelva la inspiración...escribire mas.¡Acabad bien el finde!

23 de febrero de 2011

En busca de un pasado - Parte V

 Sé que me queda mucho por delante, pero por alguna parte debería empezar…sí, será mejor que empiece ya.No voy a hacer un grafiti que ponga “Tu y yo a tres metros sobre el cielo”, pero sí, puedo empezar por escribir en el espejo: “He vuelto a por ti, ya no nos separa nada, sólo unas cuantas calles.Voy a encontrarte."

Una mesa, maletas junto a ella.Y una conversación interesante, si, bastante interesante.
Cristina deja de beber el café, y lleva una marca de la espuma en la comisura de los labios.
-Mamá,dime que no es cierto,por favor.
-Tu verás…pregúntaselo a él, pregúntaselo a él.-Dice Martina mientras me da un codazo.
Yo sonrio y asiento.
-Si…lamento decepcionarte Cristina, pero es así, esa es mi verdad.
Cristina tiene lágrimas en los ojos.No entiendo muy bien porque últimamente hago llorar a las mujeres, es una historia sin más.Nada especial en ello.No somos artistas famosos, ni nuestra historia pasará a la historia...es una historia más, de esas en las que hay un enamorado/a y un desaparecido/a.Martina, le ha contado toda mi historia a su hija, de arriba a abajo, como me conoció, como comencé a contarle mi vida, sin pausa y sin prisa...y también le contó el porqué de mi estancia a miles de metros del suelo, en un avión, que iba a Nueva York, no sé que tiene de interesante esta historia...el caso esque Cristina está llorando.
-Mi madre tiene razón…eres increíble.-sonrie.
Yo me sonrojo.De verdad, estoy planteándome en escribir una historia sobre esto ¿eh?Igual así cause un efecto Moccia…ya no se llama efecto mariposa, ahora se llama efecto Moccia.Dios, ahora que lo pienso, ese tio es acojonante, ha conseguido que media Italia y medio mundo, escriba cosas en los puentes, pongan candados en los puentes, y consigan creer en el amor, en una palabra A-C-O-J-O-N-A-N-T-E.Pero de verdad eh, de la buena, de esa…¿Qué coño estoy diciendo? Parezco un niño pequeño, volvamos al tema.Quizá, si escribo un libro con nuestra historia, la gente lo compre.La gente escriba nuestras frases en el cielo, en la arena en cualquier parte…y por curiosidades de la vida, y porque ella adoraba leer, caigan en sus manos, y decida buscarme.Eso si que es una película, y no mi historia.Pero bueno, es una opción…si veo que llego a la edad de jubilación y sigue sin aparecer…Alguien rompe mis pensamientos.
-¿Christian? ¿Sigues vivo?-pregunta Martina.
-Ay perdón, soy un desastre…me he puesto a pensar, y se me ha ido el santo al cielo.Perdonadme, de verdad.-estoy realmente arrepentido.
-Bueno, ¿y qué piensas hacer aquí en Nueva York?¿Tienes trabajo,has alquilado algún piso?-pregunta Cristina.
Vale, ciertamente.Me lo temía.Son jodidamente iguales, incluso hacen las mismas preguntas.Que tipas, como me gustan.
-Pues lo cierto es que…-no me da tiempo a contestar, Martina lo hace por mí.
-Mira Cristina, este chico no tiene donde ir…no tiene ni casa, ni dinero, ni trabajo.No te ofendas Christian, pero no tienes donde caerte muerto.-sonrio, tiene razón.-Pues había pensado que…-a ella tampoco le dá tiempo a acabar.
-¿Has venido aquí, sin nada, a buscarla a ella?.-pregunta sorprendida.Joder, ni que fuese un delincuente, ¿tan complicado es de entender que la quiero?
-Eh...creo que sí, vamos...esa era mi intención.
-De verdad, te lo juro, eres mi idolo chico...-me recrimina Cristina.
Sonrio.
-Me estoy convirtiendo en un heroe de masas, porque tu madre también me ha dicho algo parecido.-rompemos a reir.
-Bueno, Christian...¿qué te parece, si...-silencio,continua.- te vienes a vivir con nostostras? Sé que parece precipitado, que somos dos mujeres mas bien maduras, y que además tengo tres hijos... pero mejor que estar en hotel ¿no?


Dios, no puede ser, no puede ser.Porqué coño cuando piensas que todo el mundo es un desgraciado, que son todos unos hijos de puta que intentan amargarte la vida ¿aparece gente así? Me dan ganas de pedir perdón por todas las veces que me he cagado en la especie humana.
-Te lo agradezco mucho, de verdad.Y a tu madre también, creo que sois las unicas personas que se han preocupado por mí en mucho tiempo...pero me conoceís desde hace poco, poquísimo, ni si quiera 24 horas...Me parece arriesgado para vosotras
Cristina mira a su madre.Y vuelve a dedicarme una sonrisa.
-Mira Christian, tienes razón.No te conozco de nada, y mi madre te conoce desde hace siete horas, pero jamás había visto a mi madre tan entusiasmada con algo, de verdad, la haces feliz.Siento decepcionarte, pero...no me pareces un tipo peligroso.De verdad, es más, te voy a contar algo.Soy una amante de la literatura, y ultimamente, aquí en Nueva York, han tenido mucho exito los libros de un tal Federico Moccia ¿te suena?.-joder que si me suena, ese si que es un idolo de masas.-El caso esque siempre me han gustado sus historias, son preciosas, romanticas.Siempre pensé que eran falsas, mirame...me enamoré de un hombre, me casé con él, y tuve dos hijos, y de un dia a otro desapareció, entonces, deje de creer en el amor.Y tu historia...me ha devuelto la sonrisa, de verdad.No creo que seas una mala persona, una persona que sonrie, y tiene lágrimas en los ojos cuando nombra a una mujer, no puede ser una mala persona.-concluye.
-Gracias, Cristina..pero...
-Pero nada.Sé que esa chica existe, y también sé que aunque Nueva York sea una de las ciudades mas grandes del mundo, además de ello es la ciudad de los sueños.Y el tuyo, igual que el de muchos otros puede cumplirse.Y nosotras vamos a ayudarte.Vas a encontrarla, te lo aseguro.-sonrie.
Rompo a llorar, por una vez en mucho tiempo...Dios,estoy feliz.Lo he conseguido, he llegado hasta aquí, hasta Nueva York para encontrarla...y todo parece tener otro color.Al final la gente va a tener razón.Me miro en el espejo del baño.Estoy haciendo un monólogo, sí, pero que mas dá.Ellas me estan esperando en el hall, les he pedido que me dejasen ir al baño, estaba llorando, y no me gusta llorar en publico, y ahora, mírame estoy haciendo un monologo yo solo delante del espejo.El caso esque la gente tiene razón, que cuando consigues a alguien en quien confiar, las cosas parecen tomar otro rumbo.Sí, he decidido que esta va a ser mi historia, como la de tres metros sobre el cielo, pues igual.Sé que me queda mucho por delante, pero por alguna parte debería empezar…sí, será mejor que empiece ya.No voy a hacer un grafiti que ponga “Tu y yo a tres metros sobre el cielo”, pero sí, puedo empezar por escribir en el espejo:
“He vuelto a por ti, ya no nos separa nada, sólo unas cuantas calles.Voy a encontrarte.”

22 de febrero de 2011

En busca de un pasado Parte IV

"Si, son exactamente iguales.Increiblemente iguales.Preciosas.Una familia.Si, mi futura familia."



Cuatro horas.Si, cuatro horas hablando con una mujer a la que acabo de conocer.Cualquiera que lea estoy, puede pensar que estoy ligando…pero no.Sólo estoy feliz, contento, pletórico…vete tu a saber cuantos adjetivos más.El caso esque llevo aquí cuatro horas con Martina, y me siento como nunca me había sentido antes.El tiempo , no es nada, en relación al tiempo que llevo jodido, esperando a que apareciese alguien así, alguien a quien contarle mis cosas, y aunque tenga setenta años,  y unas cuantas cicatrices en el corazón… esta mujer me ha animado a seguir luchando por lo que quiero si,es increíble.Un espíritu joven encerrado en un cuerpo aparentemente maduro.Pero me cae bien, es simpática, amable, ¡y ha llorado conmigo! Y eso, que no me gusta hacer llorar a las mujeres.
-Tranquila Martina, yo le ayudo no se preocupe.-le digo mientras cojo la maleta.
-¡Ay, muchas gracias! Tan amable como siempre.-sonrie.
Me echo mi bolsa al hombro, y cojo la maleta de Martina.Los dos salimos del avión.Me paro frente a una azafata que me mira con ojos de caramelo, pero no, no es ella, asi que miro al piloto, si a ese subnormal, londinense snoop.Me dan ganas de decirle:
-¡Ey! How r u, baby? No he entendido tres cojonesde lo que me has dicho antes, así que si nos hubiésemos estrallado, no me habría puesto la mascarilla por dos razones una porque no he entendido nada de lo que la modelo-azafata ha escenificado, culpa de la camisa tan ajustada, y porque estaría demasiado ocupado en intentar pedirle perdóna dios, por todos los pecados que he cometido.Así que metete tu inglés por el culo, y procura hacer mensajes más bonitos, cariñosos, filosóficos o como quieras para que la gente confie en ti.Feliz viaje de vuelta.
Pero no lo hago.Sonrio cuando paso por su lado, y el piloto se sacude la chaqueta.Típico de hola-soy-super-mega-guay-atraigo-a-las-mujeres-con-mi-traje-y-tu-eres-un-pringado-que-estas-buscando-lo-imposible.
Pum.Hostia.Pero no,Martina se encarga de deshacer cualquier pensamiento de ira en mi mente.La mujer intenta agarrarse a la barandilla para bajar la escalera.
-Perdone, no he estado atento.Apoyese en mí, que le ayudo a bajar.-la mujer me hace sonreír.Es la única persona que consigue que no sea un salvaje.Cosa de madres, o vete tu a saber.
-¿Nerviosa?.-susurro mientras caminamos por la pista.
-¿Por qué iba a estarlo?
-Pues, porque su hija estará en el aeropuerto, y puede echarse a correr…
-Lo dudo, me verá entrar del brazo con un chico joven y apuesto, no pienso perderme su cara.-¡Qué tipa!¡Que energía!¡Que abuela tan cojonuda!
Entramos al aeropuerto, maletas,maletines,carros,niños, mujeres,hombres,lágrimas,aviones,ruidos de fondo, cintas…cosas varias, típicas de aeropuertos.Caminamos hacia la puerta, que separa el mundo real, la verdadera agresividad de Nueva York, y los pensamientos ingenuos de los turistas que pretenden ver a Angelina Jolie esperándole con un cártel gigante WELCOME TO USA!
Estamos a punto de cruzar la puerta.Bf, ahora el que estoy nervioso soy yo.
-¿Preparado para conocer a mi hija?.-me dice mientras me agarra del brazo.
-Preparado.-sonrío.
Y nos adentramos en un nuevo mundo.Como si una luz cegadora se apoderase del mundo.Eso parece un mundo totalmente diferente, dios, como me gusta, sigue igual de perfecta que siempre, Nueva York, ciudad inmortal.
-¿Y cómo es tu hija?
-Ya la conocerás, no tengas prisa.
-Pero…¿va a estar esperándonos con un cartel gigante, que ponga MARTINA?¿Como en las películas?
-Lo dudo, pero bueno.
-¿Y qué cara va a poner cuando nos vea?
-No lo sé.-hace una pausa.-Bueno, ahora sí, me hago una idea, una cara como la de aquella muchacha de allí enfrente.
 Una mujer de cuarenta años.Alta, y guapa, sí es guapa.Con una sonrisa en la cara, bueno ya no ahora la cara es de preocupación, de ¿Quién coño es ese mamá? Pero se parece mucho a su madre, si, tiene pinta de simpática.Nos acercamos hacia ella, y cuando estamos a unos metros de distancia, ella se abalanza sobre su madre.Besos,sonrísas, un acento americano, un te he echado de menos…y yo allí plantado con las maletas en la mano.
Se separa de su madre, me mira de arriba abajo.Dios, ahora es cuando me mete una hostia.Pero no, me tiende la mano.
-Hola, yo soy Cristina, y tú debes de ser…-mira a su madre.
-Christian encantado.-sonrio
-Mamá, no me habias contado esto eh…-recrimina a su madre.
-Todo tiene una larga explicación…y no, no es mi novio, tranquila, puedes dormir en paz.
-Veo que sigues como siempre mamá.-rompe a reír Cristina.
-Mira hija, vámonos a tomar un café  y te lo cuento todo detalladamente ¿de acuerdo?
-Vale está bien, ¿tu que opinas Christian?
-Si, será lo mejor.-concluyo.
Si, son exactamente iguales.Increiblemente iguales.Preciosas.Una familia.Si, mi futura familia.

21 de febrero de 2011

En busca de un pasado- Parte III

"¡Que coño! Que se prepare Nueva York, china, y el mundo entero...porque voy a encontrarte, sí, voy a encontrarte y a traerte de vuelta conmigo.¿Por qué? Porque te quiero,joder."



-Te admiro.-susurra al final la mujer.
-¿Por qué? ¿Y porqué está llorando?No llore por favor, si solo es una historia mas, ¿usted sabe la de historias que hay por el mundo de este tipo?
-Pero pero…te admiro, de verdad.-consigue decir la mujer entre sollozos.Saco un pañuelo del bolsillo y se lo tiendo mientras paso el brazo por su cuerpo.-Eres increíble, todo lo que me has contado, todo lo que estas haciendo por ella.Debes estar muy enamorado de ella para cruzarte medio océano con un simple recuerdo  e intentar encontrarla.
-Si, supongo que será amor, o que me he vuelto mas gilipollas de lo que era.-sonrio.
-De verdad, lo que me acabas de contar es increíble.Nos pasamos toda la vida criticando a los jóvenes, porque pensamos que son irresponsables, que no les importa nada mas en el mundo que ellos mismos, y…y…y tú, estas aquí por ella.-sonrio, no puedo hacer otra cosa, ahora me siento orgulloso de mi mismo.Ya no creo que esté a punto de hacer una gilipollez no,estoy luchando por mis principios, por mi sueño, por mi futuro, por ella.Y aunque me dé de hostias con el mundo, voy a volver a Madrid con ella, lo aseguro aunque me cueste la vida.
-¿Y qué vas a hacer mientras la busques?¿Has alquilado algún piso, has buscado trabajo?.-la mujer me avasalla a preguntas.
-Pues lo cierto es que no, voy llegaré, esperaré verla en el aeropuerto esperándome, con un cartel que ponga “Te he estado esperando cuatro años”, y como no la encontraré, me meteré en cualquier pensión de mala muerte de Nueva York.-sonrio.
-¡No no no no no no no! Y rotundamente NO.-grita la mujer.
-¿No qué?.-me rio.
-Que tú no te metes en ninguna pensión de mala muerte, me niego.¿Y sabes que vamos a hacer?
-¿El qué?
-Te vas a venir a vivir a casa de mi hija.-dice feliz.
-¿¡Cómo?!¿ Está usted loca?
-Si, igual que tú.Así que cállate joven.Si, si.Está decidido, te vienes a vivir con mi hija y conmigo.
-Pero señora, me acaba de conocer.¿Y si soy un violador?¿Y sí soy un ladrón?.-la señora me mira con cara de pocos a migos.
-Tú te cres, que con lo que me acabas de contar…¿vas a ser un violador?
-Puede.-sonrio.
-Pues ya te digo yo que no, que un violador, no tiene lágrimas en los ojos, cuando habla de una mujer, y mucho menos atraviesa medio océano por enconrtar al amor de su vida, así que hazme el favor, y deja de decir estupideces.
-Pero…¿usted cuanto va a estar aquí? ¿Además su hija que dirá?¿Y sus nietos?Mire que si los llevo por la mala vida…
-Mira, llevo cinco años y medio sin ver a mis nietos, así que técnicamente no se que es tener unos nietos.Y tú eres la única persona que siento  que le sirvo de ayuda, alguien a quien escucharle los problemas y ayudarle.
-Pero no diga eso hombre, seguro que sus nietos la adoran.
-Claro, eso espero… ¡sólo faltaba eso! Pero bueno, mi hija que diga lo que quiera, porque encima de que atravieso medio mundo para verla…¡que no se queje!Ademas tiene una casa enorme, cabemos todos, por eso no te preocupes.Y sé que no los vas a llevar por la mala vida, sé que si están contigo, lo único que puedes hacerles es enseñarles que el amor existe, y lo pero que puede pasar esque se enamoren de una chica, tanto como tu lo estas de ella.-sonrie.
-Pero…yo voy a estar aquí años hasta que la encuentre…es más, seguro que muero aquí, buscando, y buscando.
-¿Crees que yo tengo algo mejor que hacer?Además, yo no pienso moverme de aquí, hasta conocer a esa jovencita.-sonrie.
-¿Pero de verdad me lo está diciendo señora?
-Claro que sí.Esto es una historia de amor, y a mi las historias que acaban mal no me han gustado nunca.Y para una vez que pasa algo interesante en mi vida…Así que tranquilo, vas a tener a una abuela cascarrabias a tu lado, durante mucho tiempo, esperemos que sea poco y la encuentres pronto.
-No sé que decir…
-¡No digas nada! Dame un beso en la mejilla nieto adoptivo.Todavía nos quedan cuatro horas de vuelo…Así que puedes seguir hablándome de ella si quieres, o puedes empezar a contarme cual es el plan “la busca del tesoro”.-sorie y le doy un beso en la mejilla.
Qué mujer más encantadora, se parece a ella pero en mayor.Sí, ciertamente, esa mujer parece mi abuela, la abuela que siempre he querido tener, la que tuve, nunca ha hecho de abuela, ni mi padre, ni mi madre, ni nadie se ha preocupado nunca por mí.Sólo esta mujer me anima a luchar por lo que quiero en la vida.Así que porqué no.Asi, quizá, con un poco de ayuda, las cosas sean más fáciles, y la encuentre pronto.¿Y sí tiene razón?¡Que coño! Que se prepare Nueva York, china, y el mundo entero...porque voy a encontrarte, sí, voy a encontrarte y a traerte de vuelta conmigo.¿Por qué? Porque te quiero.

20 de febrero de 2011

En busca de un pasado Parte II

"Joder, joder, joder.¿Qué coño hago aquí traspasando medio océano, acojonado en un avión, contándole la mitad de mi vida a una señora que acabo de conocer? Dios, si existes sálvame. Envía una señal, algo."



-He venido a buscarla a ella, sí, se que aunque solo tenga veinte cuatro años, resulta raro que la llame, “el amor de mi vida”, pero es así.Es como lo siento, es como lo sentí.Puede ser que piense que estoy loco, y que me queda mucha vida por delante, que qué hace un chico como yo traspasando medio océano para buscarla a ella…se preguntará si no he encontrado a nadie con quien rehacer mi vida, y le aseguro que no.Que solo la quiero a ella, y a nadie mas.
-¿Pero porqué Nueva York?
-Todo tiene su explicación.Hace cuatro años, viaje a Nueva York de viaje, con mis colegas.De celebración, de desfase.Vinimos con lo puesto, a sobrevivir durante un mes aquí.Y es aquí cuando la conocí.Estabamos en el aeropuerto gritando, con los pasportes en la mano, y las maletas.Cuando de pronto entre una fila enorme, de personas, la ví a ella.Ella era un par de años mayor que yo, pero parecía una niña… espero que lo siga pareciendo.La conocí de refilón.Sólo la vi durante unos segundos, después desapareció.Seguí mirando hacia atrás, pero ya no la encontré.
-¿Amor a primera vista?
-Si eso supongo.Pero la historia no acaba allí.Me olvide de aquella cara risueña, y pensé que sería una mas, de esas que pasan por tu lado por la calle, te quedas mirando unos segundos hata que desaparece por la esquina de la calle.Pues de esas.Pero un día…estábamos en un bar, si ¿en un bar de esos con cientos y cientos de personas? Si, de esos.El caso esque la ví allí, depie, entre cientos y cientos de personas, bailando con un vaso en la mano.Sonreí, y la recordé.Pensé que seria una señal del destino, o algo por el estilo.Así que me acerqué a ella.Menuda tipa era, dura donde las haya, de esas que te contestan con borderias, pero que a pesar de aquello sigues queriéndola conocer…que personalidad, madre de Dios, eso es una mujer.-La señora sonríe, y me invita a que siga con el relato.-El caso esque estuve toda la noche con ella, hablando de tonterías, de gilipolleces, teníamos veinte años ¿qué se podía esperar?
-¿Y por una sola noche, estas aquí? ¡Qué juventud!
-Señora por favor, no piense eso de mí, déjeme que siga.Ella había venido por la misma razón pero con un grupo de amigas, el caso esque estuvimos toda la noche juntos.Y decidimos que como los dos estábamos solos en nueva york, ¿porqué no en vez de ir mujeres y hombres por nuestro lado, juntarnos para quemar la ciudad? Así que eso hicimos.Poco a poco comenzamos a conocernos, y poco a poco me enamoré de ella.
Continuo contándole a la señora mi historia, nuestra historia.Los primeros días, las primeras sonrisas.Nuestro primer beso.Los partidos de baseball por la noche.El parque de atracciones.Los fuegos artificiales con un te quiero de fondo.Los besos bajo la lluvia.Las discursiones.Los celos.Evito entrar en los detalles mas fogosos.Le cuento mi verdad, la historia tal cual es.Pero la señora me interrumpe.
-¿Y entonces, qué falló?
-Todo se rompió el 27 de Julio.El día de vuelta…Yo no era de Madrid, y ella sí.Nos despedimos en el aeropuerto, la vi marcharse con mi sonrisa, mi amor, y una maleta.Prometimos llamarnos, e incluso visitarnos.Yo , le juré amor eterno.Nos llamábamos con frecuencia, hablábamos todos los días, incluso le enviaba cartas.
-¿Cartas¿
-Si cartas, que aunque tuviese veinte años, hay que ver lo que te hace el amor…
-Sigue, por favor.
-El caso, esque un día discutimos, no recuerdo muy bien por qué, solo sé que me colgó el teléfono.El móvil dejo de sonar a todas horas,mis mensajes no obtenían respuesta, las cartas se quemaban en el cielo, mis sueños se fueron rompiendo poco a poco…Y desde entonces, no he vuelto a saber nada de ella.-termino.
-Pero…¿y que hacías tú en Madrid? No lo entiendo.
-Pasó un año, sin obtener noticias de ella, así que decidí dejar mi ciudad e irme a Madrid a buscarla.Pero nada, la dirección de remite en las cartas, era un piso vacio en alquiler.Así que llevo dentro de el cuatro años, buscando una señal, mirando debajo de cada baldosa, buscando dios sabe el qué.He estado dando tumbos por Madrid intentándola buscar…preguntanto a todo el mundo.Enseñandole lo que quedaba de nuestra foto.Buscando por todas partes, pero nada.Pensé, que quizá ella también estuviese como yo, dolida, rota por dentro, desesperada…Y por esa razón habría decidido huir del mundo.¿Y cuando decides dejar todo, olvidarte del mundo, y buscar la paz que haces?
-Huír al lugar donde has sido feliz.-contesta la señora, feliz por aver acertado la pregunta.
-Exacto, y yo sé, que ella fue feliz allí, conmigo entre los rascacielos de Nueva York.

19 de febrero de 2011

En busca de un pasado- Parte I

"Allí a lo alto, junto al praíso, sí en el cielo, el avión dibuja una linea de humo blanca.Desde aquí, la tierra, todo el mundo la vé, pero no todo el mundo sabe apreciar que quizá, sea una señal para seguir el camino correcto."




Atención por favor: Abróchense los cinturones , estamos a punto de despegar.En unos instantes estaremos sobrevolando el cielo de  Madrid.Así que si lo desean, han olvidado decir algo a alguien o quieren decir aquello que se estuvieron callando durante toda la vida, pueden escribirlo en un papel, y dárselo a nuestras azafatas.Nosotros haremos que su mensaje surque el cielo llegue a tierra.Gracias y buen viaje.


Ojalá los pilotos dieran ese mensaje, y no el que estoy escuchando ahora mismo.Veinte minutos hablando a toda velocidad, enseñandonos como ponernos una mascarilla.Por favor, ¿realmente crees que con ese inglés cerrado de londinense snoop voy a entender qué cojones debo hacer si el avión se estrella? Personas, gente...curiosas donde las haya.
Yo sigo en mi mudo, sin hacerles casos, si se estrella, mala suerte, que pena, que desgracia , que gran perdida.Seguro que todo el mundo llora por mí.Escribo en un papel ese mensaje que quiero mandar a la ciudad.No a nadie especial, no a la ciudad, mi ciudad : << Volvere a verte Madrid.>> Lo doblo en tres, y lo meto entre las páginas de la Sombra del Viento.La azafata parece aberse callado.Me abrocho el cinturón y me agarro al asiento: Vamos a despegar.


-¡Ay! Me está haciendo daño señora.-le digo a la mujer que tengo al lado.
-¡Uy! Perdona, esque es la primera vez que me monto en un avión y estoy asustada.
La miro mejor, es graciosa.Es una mujer de unos setenta años, bajita, de pelo blanco, con unas gafas grandes, pero que le hacen unos pequeños ojos azules.Tiene la cara graciosa.Si, definitivamente es graciosa.
Decido dar por zanjada nuestra conversación, no estoy de humor.Intento introducirme en mis pensamientos, pero nada, no hay forma humana.
-Señora, por favor, ¿podria dejar de rezar? Solo vamos a Nueva York, no a la guerra de Irak.
-¡Uy! Peor me lo pones joven, mira que ese de allí parece moro, y ahora ya no hay torres para estrellarnos, a saber donde acabamos, porque allí todos los edificios son altos ¿no? Ya verás, ya...
Me echo a reír.
-Señora, tranquilicese, que no va a pasar nada.Además mire, si pudiese pasar algo, no se preocupe que yo he sobrevivido a fracasos amorosos mucho peores que una ecatombe nuclear y yo le protegeré.
La señora sonrie, y me aprieta el brazo.
-Gracias joven.Cojo el avión por ver a mis nietos ¿eh? Que si no de que iba a estar yo a estas alturas de mi vida, montada en un avión.
-¿Tiene usted nietos?
-Si, tres nada menos...
-¿Y qué hacen allí?
-Viven allí, con sus padres.Mi hija es doctora del monte Sinaí ¿sabes?
-Uauuuuuuh, increíble.
-¡Su trabajo le costó! Pobrecica, la de cafés que se ha tenido que tomar... para aprobar.
Sonrio.Que interesante puede llegar a ser la vida de algunas personas y que jodida la tuya propia.
-¿Y tú, que haces llendo a  Nueva York? ¿Vacaciones, trabajo?¡Ya lo sé! ¿No serás uno de esos agentes del FBI ese?
Me rio de nuevo.¡Qué mujer!
-No, no que va.Lo mio no son los altos secretos.La verdad es que no sé que hago en este avion...bueno, un fracaso amoros, intentar recuperar el pasado... no lo sé, no lo sé.
No quiero hablar.Porque si pienso en la gilipollez que voy a hacer, o que intento hacer...Dios...mira que soy imbécil, no sé porque coño sigo a mi corazón, hostia.El pasado es pasado, ¿para que ir a buscarlo?Lo que se acaba , se acaba y no hay mas.Pues no, aqui estoy yo, dandole por culo a todos esos ensayos de escritores amargados que hablan de cerrar puertas con llave, para abrir otras nuevas.¿Y si tienes la llave, qué haces?¿La tiras al rio mientras cierras los ojos? Eso es de idiotas.La usas coño, la usas e intentas encontrar la jodida puerta que haga de cenicienta.
La mujer sigue mirando.Está claro que quiere saber más.
-Pues no te entiendo...¿en busca del pasado? Por cierto me llamo Martina.-sonrie mientras me tiende la mano.
-Christian, joven en busca del pasado, exacto.
-Ya entiendo...bueno lo cierto es que no, a no ser que ese pasado tenga una cara preciosa, y te haya robado el corazón...
¡Hostia! Qué rápida es... no se le escapa ni una.O soy demasiado mal actor, o llevo en la cara un cartel que ponga: "Vengo en busca del amor de mi vida".
No contesto.
-Te he pillado ¿eh?.-sonrie mientras me guiña un ojo.-Hablame de ella...ten en cuenta que puedo ayudarte, son ocho horas de avión, así que tenemos tiempo.Que aunque no haya nacido ayer, yo a tus años no estaba e n misa ¿eh? Menuda era yo...
Sonrio.Bffff esto se me hace dificil.Pero teniendo en cuaenta que llevo cuatro años sin hablar con nadie de ella...Debería hacerlo, ya que necesito recordar como era...porque buscar a una persona entre los miles y miles de Neoyorkinos solo con un recuerdo borroso...es complicado, bueno técnicamente imposible.Joder,joder, joder ¿qué coño hago yo aquí?

18 de febrero de 2011

Mi verdad

Este texto que hay a continuación , si esta parrafada, es mi verdad.


Hoy me he dado cuenta de que no soy nadie importante, ni en un estatus social, ni tampoco soy importante para nadie.Hoy también me he dado cuenta de que no tengo nada importante a mi alrededor, nada.Sólo soy una persona mediocre, en un mundo que exige siempre el máximo, no es  permitible nada mediocre,es necesario ser alguien en este mundo para que te tomen en cuenta.Nunca sobresalgo en nada, sólo soy eso, alguien más, una persona mediocre.
Y lo más jodido de todo es que hoy me he dado cuenta de que estoy sola y por eso llevo todo el día llorando.No estoy bien , ni emocionalmente, ni psicológicamente  ni en ninguno de los aspectos que rodea a la persona.Tengo la necesidad de llorar, de echar a correr porque me siento rodeada por cuatro paredes que llegan hasta el cielo.Me siento atrapada, y nadie puede saltar ese muro para ayudarme.Me gustaría poder hablar con alguien, alguien a quien contarle lo que me ocurre.Pero en todos los aspectos, sin tapujos.Todo tal y como lo siento.Dejar de mentir, y dejar de fingir esa sonrisa estúpida.Necesito llorar con alguien.Y contarle todo lo que pasa por mi cabeza.Pero esa persona no está aquí a mi lado, y todos los problemas se acumulan en mi pequeña cabeza.Si me siento rodeada de gente, siento ganas de echarme a correr.Al pasear por la calle, deseo que nadie me mire.Cuando veo una calle llena de gente estresada, que no se preocupa por lo que pasa a su alrededor siento ganas de gritar, y de decir que EXISTO. Por esa razón me gustaría tener a mi lado a alguien que se preocupe por mí, que no me vea sonreír y me pregunte que me pase.Alguien a quien no le tenga que decir si puedo hablar con ella, alguien que se preocupe por mí…lo que viene siendo conocido en todo el mundo como un amigo, o una amiga.Pero en este caso, nadie sabe la tortura por la que estoy pasando.

Hace tres años aproximadamente alguien me jodió la vida, literalmente.Sé que todo lo que sentía por esa persona solo era una ilusión, una ilusión que él encendia cada día.Jugaba a dos caras.Una conmigo y otra con mi amiga.Yo me daba cuenta, pero intentaba negarlo, él me daba razones de sobras para aceptar que entre ellos no pasaba absolutamente nada.Y ella me negaba todo.Poco a poco empecé a caer en un juego peligroso.Una montaña rusa que sube y baja, y vuelve a subir, y vuelve a bajar.Me metí en un mundo que la gente llama infierno, pero realmente, aunque suene a masoquismo puro y duro, cuesta creer que la época feliz de mi vida la pasé allí dentro.Si, en mi mundo, en la enfermedad.Con mis propios criterios, con mi propia vida de la que yo era dueña.Estuve así un año y medio.Torturando a mis padres, esperando que algún día la muerte viniese a buscarme, y me llevase a ese sitio al que llaman paraíso.Un médico paró esta tortura.Era, o pararla por mi misma, o pararla mediante unas clínicas especializadas en mi caso, y mediante la ayuda de psicólogos.Parece que esa mala época de mi vida pasó.Decidí dejarla atrás.Intenté ser fuerte, y sobreponerme a ella.
Pero desde hace poco, me he dado cuenta que tengo miedo a todo lo que me rodea.La felicidad me da miedo.Se supone que la felicidad es algo que todo el mundo desea, pero en mi caso, es algo que no deseo.La felicidad un día, es sinónimo de que al otro , o al otro , o al otro, esa felicidad se va a terminar jodiendo.Y dejar de ser feliz, para mí suponía volver a meterme en ese mundo.Me doy cuenta de que si, que quizá necesite ayuda de un especialista, que me ayude a ver el mundo tal y como es, no un mundo rodeado de miedo como en el que yo vivo, donde el autoestima es lo que está último en mi lista de prioridades.¿Autoestima? ¿A caso sé yo que cojones es eso? No.Lo supe algún dia, pero se encargaron de que dejase de creer en el.Como en todo.Un día, la ira se sobrepuso ante mi conciencia.Hice algo de lo que me arrepiento, algo que quizá no debí hacer.Tras hacerlo, 27 personas se tirarón encima de mí, diciéndome que tenia problemas conmigo misma, que no estaba bien, que no debería estar con gente normal, que debía buscar ayuda.Esa vez, ha sido la única vez que he llorado en público.Lloré delante de todos los que se pusieron delante de mi a recriminarme lo que había echo.Lloré y me defendí.Alguien había estado a punto de causarme la muerte, alguien había estado a punto de meterme en una clínica, separada del mundo, de todo lo que alguna vez me importó en el mundo.¿A caso eso no era una razón de peso?Nunca mejor dicho.Ese dia decidí dejar las cosas claras.Decirle a todo el mundo que nadie volvería a pisarme.Porque la gente a tú alrededor, no se entera de lo que estas pasando.La gente piensa que dejas de comer por llamar la atención, y no es así.En esos momentos solo deseas pasar desapercibido por el mundo, y morir, morir es lo que buscamos todos aquellos que caemos en este jodido mundo.

El caso esque tengo miedo a vivir.Tengo miedo  a que alguien me haga daño y vuelva a pasar todo lo que me pasó aquella vez.La gente se rie de mí, o hacen bromas como diciendo que el día que tenga novio me harán una estatua.¿Y creeís que yo no quiero eso? Me paso la vida queriendo a la gente.Queriendo a un amigo, a una amiga, enamorándome de alguien,o simplemente tonteando como una estúpida con él.Pero no sé que es lo que tengo, que todo aquello que quiero, acaba desapareciendo de mi lado.Me enamoro de alguien, o alguien me llama demasiado la atención.
Primero intento que esa nueva sensación desaparezca dentro de mí, pero cuando veo que hay otras es cuando decido que ese sentimiento debe ser apagado radicalmente.Lo intento hacer, lucho con todas mis fuerzas, pero el esfuerzo es nulo.Cada día acabo más colgada de él.Aunque sea un completo gilipollas, quizá eso es lo que mas me llama la atención.Acepto, que cuanto mas luche contra eso, peor va a ser.Y dejo que el sentimiento fluya.Intento que no se haga muy fuerte, pero que poco a poco se amortigue.Error.Fallo, otra vez.Hablo con alguien, no de forma seria,no contándole como es la verdad.Dejo caer el tema para escuchar su opinión.La escucho pero hago oídos sordos, las cosas son como yo las veo.Y volvemos a la carga.Pienso si alguna vez, podría pasar algo más como sería, pero me equivoco.Cuanto mas se piensa, menos posiblidades hay de que ocurra.Intento no soñar por las noches, pero no lo consigo.Después me doy cuenta de que no soy yo la única.Que ese completo gilipollas también tiene a otras.Y me siento mal.Decido abandonar.Siempre me ha pasado lo mismo,que aparece alguien, alguien que es mejor que yo, porque siempre hay alguien mejor que yo, siempre.Así que decido abandonar,y limitarme a mirar y a pensar lo que podrá pasar con las otras, y cuantas mas aparecerán durante el tiempo en el que no lo vea.Y pienso y pienso.Y mis neuronas se funden.Así que tomo una posición radical.Decido ser la tia mas borde del mundo, anti social, poniendo caras bordes, soltando borderias a todas horas.Sí, para que piense mal de mí, y deje de hablar conmigo, me deje empaz y esta tortura desaparezca.Miro a mi alrededor y me doy cuenta de que aquellas que sonríen a todas horas, las que son dulces y agradables son las que tienen todas las posiblidades del mundo.Decido intentar cambiar, dejar de lado mi mala cara.Pero eso no es una solución.Así que decido seguir siendo anti-social.Para que todo el mundo piense mal de mí, para que todos me odien  y no se quieran acercar a mí, para que así nadie me haga daño.Me aparto del mundo,  y miro a mi alrededor.Y lloro.Me doy cuenta de que nadie sentirá nada importante por mí, porque no soy alguien que merezca la pena, nunca lo he sido, ahora la cosa no va a cambiar.Nadie me ha querido, nadie siente nada importante por mí, nadie me echará en falta algún día no muy lejano.
Y es aquí cuando me doy cuenta de que todas las historias son iguales.Que me alejo de la gente, porque en todas esas personas veo algo de aquella historia, algo de aquel infierno de mi vida.
Y aunque la gente diga lo contrario, es así, esta historia siempre me va a perseguir, siempre.
Por ello ahora, no quiero luchar, por nada, ni por nadie.No tengo mas fuerzas.Decido darme por vencida, es mucho mas cómodo que intentar luchar contra la jodida realidad.Así que no voy a seguir perdiendo el culo, por conseguir algo, que sé que no voy a conseguir.¿Para que cojones sirve luchar si la historia siempre se vuelve a repetir, eh? Dímelo tú.


Y si no lo sabes cállate la puta boca, deja de opinar sobre mi vida, y decirme que si estoy perdiendo el culo por estudiar medicina, es porque me lo manda mi padre. Tócate los huevos.

17 de febrero de 2011

Por verte - Pignoise

A menudo me recuerdan que da igual perderte,

pero nadie se da cuenta que me muero por verte.


15 de febrero de 2011

Lo dejo

Lo dejo.Me retiro.Llamadlo como queráis...pero no voy a escribir más.Me niego.
Recuerdo como hace aproximadamente tres años, en una clase de biología,absorta por una imágen, que me destrozaba cualquier tipo de esperanza que pudiese llegar a mantener junto al víctimismo de aquella enfermedad que te anula como persona...decidí coger un folio en blanco y dejar que mí bolígrafo se desplazase por el con total facilidad.Escribí un folio entero.Si, un folio entero.¿Y qué escribí?Mis sentimientos nada más, solo deje que mi corazón se abriese ante aquel folio en blanco.No tenía a nadie a quien contarle como me sentía, nadie parecia darse cuenta del infierno en el que estaba metida, así que no sé por qué, supongo que cosas del destino decidí probar suerte y buscar a mi mejor amigo en un folio de papel en blanco.La compañera que tenía al lado, leyo aquel folio, sin permiso.Cuando acabó la última linea, me comentó que eso era increíble, y que tenía un don para esto.Dudando de que yo pudiese llegar a tener un don,decidí volver a leerlo, y la verdad esque no estaba tan mal para ser la primera vez...Así que decidí seguir haciendolo.De vez en cuando , necesitaba hacerlo, sacaba un folio, resquebrajaba mis sentimientos en letras y así la vida parecia más fácil.Sin tanto peso, más relajada.Como si aquel folio fuese mi mejor amigo.Y así ha sido...durante años y años...los folios, los cuadernos, las paredes...cualquier superficie en la que poder escribir ha sido testigo de toda mi vida, y de historias que me hubiese gustado que ocurriesen de verdad.
Cuando lo hago me siento bien.Y muchas veces incluso,cuando recojo por las estanterias de mi cuarto algún que otro trozo de papel con letras en el, me parece un texto muy bueno, especial, que me pone la piel de gallina.Y depronto veo una frase, de esas que repito en todas las historias, y me doy cuenta de que ese texto es mio.Y me siento bien.Siento que si, que valgo para esto, que realmente he encontrado algo en lo que soy buena, muy buena.Pero solo es una mentira.Otro fracaso más sobre mi espalda, que pesa con los años.
Mis frases no hacen llorar a nadie, mis historias no son dignas de ganar ningun concurso, lo único que quizá se salva son mis poesias, puesto que una ha sido publicada en un libro.Pero ninguno de mis textos hace extremecerse a la gente, jamás veré una historia plasmada en las portadas de los periodicos anunciando un Best-Seller , o nunca aparecerá ninguna columna en algún periódico firmado con mi nombre.
Incluso esa historia, que tenía guardada bajo llave.Esa historia, que tardé 3 meses en terminar hasta que encontré el final indicado.Esa historia, que decidí escribir un dia a las tres de la mañana que estaba pensando, y una idea asaltó mi mente.Esa historia con la que lloré al acabarla.Incluso esa, no ha pasado de la segunda criba de los concursos.


Ayer un conocido me contó algo.Le habían dado una columna en algún tipo de periódico escolar o algo parecido.El caso esque tenia una columna, e iba a escribir relatos en el.Ahora pregunto yo ¿qué relatos si no has escrito en tu jodida vida, si lo unico que has escrito ha sido mensajes de tres folios diciendole a tu novio que o se comporta o lo mandas a tomar por el culo?
Llamadlo envidia.O llamadlo como queraís.Pues si, si es envidia.Porque esa persona no es escritor.
Escritor es aquel que no escribe cualquier tontada, por probar.El escritor, no coge un folio y dice, voy a escribir.Al escritor, la inspiración le llama a su puerta, a las 3 a las 5 o en mitad de una ducha.Escritor no es el que le escribe cartas a su novio, escritor es el que sufre en silencio.El que escribe textos para desaogarse, el que cuenta su vida a un trozo de papel.Aquel que desmigaja su vida, y pone un pedacito de ella en cada texto, en cada historia... aunque sea con una dosis de ficción.El escritor no puede vivir sin escribir.El escritor siente la necesidad de escribir aunque sean 3 lineas, para poder dormir en paz.El escritor, ama leer, adora leer mas de un libro a la vez, y subrayar frases.Escritor es aquel que llora con las historias.Aquel que pretende  que su vida sea como uno de sus libros favoritos.Escritor es aquel que anda por la calle, y en cada rincón ve el inicio de una historia.El escritor es aquel que necesita de un folio en blanco para poder seguir con vida.


Y tú no eres nada de eso.Yo necesito escribir para poder ser feliz.Lo necesito.Y tú solo escribes, cuando tienes algo bonito que decir.¿Sabeís? Las grandes obras no han triunfado por tener algo bonito que decir.Las historias han pasado, porque los grandes marqueses de la literatura, han estado bien jodidos.
¿Obra culminante de Cervantes? El Quijote. ¿Sabeís como lo llamaban? El manco de lepanto, porque perdió un brazo en la Batalla de Lepanto.Y así todos...Lope de Vega, Lorca discriminado por su homosexualidad...Así todos.Todos han escrito junto a su soledad, y a sus putadas emocionales.


Por eso dejo de escribir.Porque estoy harta, de esforzarme por algo que no tiene sentido.Algo que solo es importante para mí.Algo por lo que lucho cada día, y le dan los premios a personas que no se han leido un puto libro en su jodida vida.Ya me contarás, de donde coño, vas a sacar las historias.
Dudo que pueda dejarlo definitivamente...este amor por la escritura, es mucho mas fuerte que mi orgullo.No escribir conlleva no ser feliz, pero escribir, y ver como otros te pasan por encima... jode todavía más.
Algún día recordamos aquella frase que nos decia nuestro padre:




"Hijo, en lo que sea, pero el mejor."

14 de febrero de 2011

ASS*

Si, es cierto.Supongo que ella vuelve a tener razón, otra vez.Aunque esta vez no esté aquí,para mirarme a la cara, llamarme mongola mientras se fuma un Lucky Strike mientras analiza lo que me pasa.Ahora esta a miles  y miles de kilometros.Si, ella mi mejor amiga.La única que me conoce de verdad, la única a la que llamaba fuese la hora que fuese, aquella con la que quedaba a tomar un café aunque fuese durante cinco minutos solo para que me solucionase la vida.Pero ella ya no está...debo conformarme con consejos a través de una videollamada,que me llame mongola a través de una cámara mal enfocada, mientras le escucho hablar de fondo con un acento tipico de las telenovelas.El caso esque estoy aquí, sentada en la cama... sola, sin saber a quien cojones contarle lo que me pasa por la cabeza, porque nuestros horarios no son compatibles, cuando aqui es de madrugada allí es de  noche, en fín , una locura...pocas veces coincidimos.Ahora la echo de menos.Ahora de verdad entiendo lo mucho que era para mí.Mi cabeza parece una olla a presión.Me fusilan los pensamientos, los deseos y la tristeza.Ahora la necesitaria aquí a mi lado, con una de sus frases, con uno de sus consejos.Esos que al aplicarlos la vida parece sonreirte.Esos que te hacen daño pero aunque sean verdad ella te lo dice con todo el tacto que pueda.Ella y sus consejos, ella y sus cosas.Ella, y yo sin ella.
Ahora no tengo a quien contarle estas cosas, a quien plantearle mis problemas, porque tampoco nadie muestra interés por ellos.No tengo a nadie especial, nadie como ella,nadie que me solucione la vida con solo mirarme a los ojos.Nadie tan madura como ella.Ella es ella.Y lo es a mil kilometros y aunque viva en el cielo.
El caso esque siempre tenía la frase perfecta, para el momento perfecto...ayer, hablando con ella durante 45 minutos, logré sonreír de verdad.Mi padre me dijo que se alegraba de verme tan feliz, y sonriendo.Y logré olvidarme de mis problemas.Escuchandola hablar, explicandome lo que deberia hacer.
"Estoy hasta los cojones de que no saques nada de lo que tienes dentro, siempre te lo callas, y siempre dices que no a todo." ¿Pero a quien se lo voy a contar, si nadie me entiende mejor que tú?Si la única que conoce la verdad, y solo la verdad sobre mi vida eres tú...
"Tu has estado enamorada durante mucho tiempo de una ilusión.Y tienes que aprender a diferenciar la mentira de la verdad.No puedes vivir con miedo, por un gilipollas, que por cierto, en cuanto vuelva a España le meto una hostia.Pero no puedes vivir así Alicia, no puedes vivir con miedo a enamorarte, a tener miedo de querer a alguien, a no comprometerte.No puedes seguir saliendo corriendo, cada vez que parece que una historia funciona..."


Y ¿ves?Vuelves a tener otra vez razón.Pero como no voy a vivir sin miedo, si la única que conseguia que mi vida fuese eso, una vida sin miedo eras tú...
Cada día te echo mas de menos.Y cada día te necesito más.Te echo tanto de menos, que no soporto creer que vamos a estar separadas 3 años...Necesito volver a estar contigo.Porque eres increíble,me acuerdo de nuestros planes de futuro.Y sé que te voy a estar esperando, a que vuelvas.Aunque tenga que estarme años aquí...sentada en el aeropuerto esperando ver aparecer tu sonrisa...y tus puntas rosas.Esperándote a tí.Y si es necesario, me iré a buscarte, a miles de kilometros, pero no puedo seguir sin tí....


Te quiero pequeña

13 de febrero de 2011

Feliz NO San Valentín

Hoy es 14 de Febrero, día de los enamorados.Uno de esos días en los que la gente como muestra de su afecto deciden regalarse cosas especiales, algo que hemos deseado durante muchísimos años, o algo especial, que nos haga sentir realiazados.El caso esque parece mentira, que los enamorados necesiten un día determinado para regalarse cosas, o hacer cosas bonitas y especiales…algo que se supone que se debería hacer sin ningún limite de fecha, y sin ninguna necesidad de obligación.
El caso, esque hoy también es 14 de Febrero para mí, y para ti, para los dos.No quiero ninguna sorpresa especial,no quiero que vengas a buscarme en un caballo blanco,ni que me jures amor eterno bajo la ventana de mi cuarto, con un grupo de mariachis.No.Hoy quiero un día normal.Como los nuestros.Un día normal.Nada de cosas especiales, ni regalos caros…no, nada de eso.
Quiero que me pases a buscar, con tu chándal de siempre, esa bolsa de deporte sobre el hombro, y esa sonrisa de no saber por donde te da el aire, que siempre llevas puesta.Quiero que me veas a lo lejos, esperándote en mi portal impaciente y que tu gires la cara y te rias de mí, como sueles hacer.Y que nos vayamos los dos, así, sin darnos la mano, ni nada, chocando de vez en cuando, haciéndonos rabiar, sabiendo que aunque nos saquemos de quicio, lo que siempre hemos pretendido ha sido llamarnos la atención mutuamente.
Quiero ir a  verte jugar un partido.Ver como te pones las medias, y te abrochas las zapatillas con total profesionalidad.Ver como te lo tomas tan enserio, y yo ver cómo eres feliz.Verte correr de arriba abajo, por la bada derecha y por la izquierda, verte gritar , ver como te cae el sudor por la frente, y de vez en cuando, ver como se te escapa algún balón por mirarme durante mas de dos segundos.
Y  después del partido, quedarnos los dos.Allí en una pista vacia y con un balón.Jugando, si jugando los dos.Tu me intentaras enseñar a jugar a fútbol, pero yo no lo haré.Me pondré histérica, gritaré, sudaré, correré, y te empujaré.Y caeras al suelo, me arrastraras contigo, y nos quedaremos los dos allí tirados en el suelo, riéndonos, y viendo como la pelota continua su camino hasta llegar a la portería.Gol.Me abrazaras, y te abrazare.Sentire el calor de tu cuerpo junto al mio.Intentaré escabullir de tus brazos, pero no habrá manera.Me retendrás allí contigo.Y mi mano se resbalará por debajo de tu camiseta sin querer, o quizá queriendo.Sonreiras, y yo temblaré de frio.Me abrazarás y pasaremos así horas y horas, tirados en el suelo, sin saber que hacer,sin saber que decir, solo perdiéndome en ti, en tus jodidos labios que se adaptan demasiado bien a mí.Acabaré con los labios desgastados, y el corazón empapado.Y la noche nos dirá que volvamos a casa.Y eso haremos.Volveremos de camino a casa, tranquilos, parando de vez en cuando en algún semáforo, porque a la loca de tu chica se le ha ocurrido la idea de secuestrarte.Llegaremos al portal de mi casa, con la acera vacia, y las luces apagadas.Me dirás hasta luego.Y yo te diré que tengo tu camiseta.Me pedirás que te la devuelva, y yo te la negaré.Me preguntarás que porque no te la devuelvo, y yo te contestare que porque no me da la puta gana.Tu mano acabará sobre mi cadera por accidente.Y mis labios acabarán junto a los tuyos también por accidente.Con la mano derecha introduciré la llave en la cerradura, y la puerta se abrirá.Los dos caeremos hacia atrás, y tu te apartarás de mi , pero solo unos instantes.Después cerraremos la puerta detrás de nosotros.Miraremos si hay alguien allí dentro, en unos cuantos metros cuadrados y el ascensor, si me apuras.Pero no hay moros en la costa.Tu bolsa de deporte caerá al suelo, y mi abrigo hará lo mismo.Nos acurrucaremos entre el espejo, y el primer piso.Allí no tendremos freno.Tu me besaras yo te besaré.Tu me dirás que no puedes estar tan cerca de mí, y yo te diré que podras estarlo cuando quieras.Y quince minutos después estamos otra vez en la puerta.Esta vez con el abrigo mal aborchado y tú un poco despeinado.Abriras la puerta y decidirás salir.Yo te susurraré: ¿No te falta algo? Y tu te acercaras a darme un beso, pero en esos momentos te diré: -Toma, tu camiseta.
Y sonreiras.Volveremos a besarnos.Me dirás buenas noches y saldrás a la calle.Yo me quedaré un rato en el escalón del portal.Pensando en ti.El móvil decidirá sonar.
-¿Si?-susurraré.
-Feliz día de San Valentín, mi amor.

WTF


-Chts! Esa chica me suena.
+Claro, normal.
-¿No es esa con la que estuviste hace unos meses?Sisi, es esa, con la que te liaste.
+Anda, no me lo recuerdes por favor...
-¿Por?
+Mírala, es fea, no es nada del otro mundo, mide un metro cincuenta, está gorda...Menos mal que iba borracho, que si me llego a liar con ella siendo consciente, no me lo perdono en toda mi vida.













La verdad es jodida ¿eh? Pues todavía jode mas escucharla.

12 de febrero de 2011

NUNCA.NADIE.NI HOY.NI MAÑANA.

Nadie nunca, se ha enamorado de mi.Y cuando digo nunca, es nunca.
Lo máximo que ha podido suceder ha sido una pequeña adiccion de ¿de cuanto? ¿de dos o tres meses? Por favor.
Nunca nadie ha sentido nada especial por mí.Esa sensación que te abarca de pronto y no saber muy bien que es, no sabes si estás en un periodo de incubación de algún virus, o es una pura convalecencia tras un nivel máximo de estres.Esa sensación, que cuando logras ponerle nombre, decides negar.
Tampoco nadie siente la necesidad de verme aparecer para poder tener un día que roce los niveles de optimización.Nadie se pasa horas y horas mirandome, sin saber porqué, observando mis movimientos, pendiente de si nombro a alguien, consecuente, sabedor de que si eso ocurre, sus niveles de autoestima quedarán limitados y se introducirá en un periodo de efervescente ira.
Nunca nadie ha perdido los vientos por mi mirada, ni el sentido por el olor de mi perfume.Nadie, intenta pasear por mis zonas habituales para producir un choque accidentado.Nadie se inventa cualquier escusa por rozar mi piel, un golpe, un accidente meditado para acabar a cinco milimetros de mi boca.Nunca nadie ha estado pensando en mi, de repente sin previo aviso una desconexion en una sinapsis y allí aparezco yo.Nunca.
Tampoco, nunca, me han visto salir corriendo, llorando en cualquier parte del mundo, vagabundeando por la calle y han corrido detrás de mí para abrazarme y secarme las lágrimas con un beso.Nunca nadie le ha partido la cara a algún capullo de turno, que se ha empeñado en terminar de destruir la poca confianza que tengo en mi misma.Nunca nadie, ha venido corriendo detrás de mí, corriendo por todo un puente, para pedirme un ultimo beso antes de irse a casa.Nunca nadie ha llegado tarde a casa porque las horas del reloj se han perdido sobre mi piel.Nunca nadie ha estado pendiente de la puerta, de si decido aparecer o decido no hacerlo.Nunca nadie me ha dado una sorpresa de esas en mitad de la noche, en una calle unicamente iluminada por las farolas, y la compañia de las estrellas, una de esas en las que te dicen:"Ey! vamos a desaparecer tu y yo" da igual los demas, la noche es nuestra.
Nunca nadie ha sentido la necesidad de olvidarme, ni mucho menos la necesidad de llorar por mi.Incluso dudo que alguien se halla rallado por mí.
Nadie tiene miedo de miramre a los ojos, ni atreverse a decirme "ey, tu y yo".Nadie considera mi saliva una medicina alternativa, medicina ilegal.Nadie me espera, y nadie hace nada para que estemos juntos.Nadie siente física o química.Nadie me escucha ni me cree.Ni tampoco nadie se muere de celos cuando me ve en buena compañia.Nadie me ha pedido bailar, ni enamorarse, ni dejar que ocurra, vivir, montándonoslo en cualquier vagón que lleve a donde Dios quiera.Nadie se ha colado por sorpresa en mi habitación.Nadie me ha dicho que soy única.Ni que soy una jodida adicción.
Nadie.Nadie se enamorará jamás de mí.


~Bienvenido a la soledad del poeta enamorado.

11 de febrero de 2011

Es fácil enamorarse de tí

Es cierto que no eres de esas que entras a primera vista por los ojos.Ni demasiado alta, ni excesivamente guapa...normal diría yo.Pero ahora me doy cuenta, de que quizá no entres por la vista, pero te quedas muy dentro, y cada día, me pareces más preciosa que ayer.
No sé que será, o quizá si...pero es demasiado fácil enamorarse de tí.
Me gustan esas caras que pones, la de enfado, la de disgusto, la de "hoy he tenido un mal día", la de "cuidado que muerdo", la de "soy feliz"...todas.
Me gusta cuando te enfadas y pareces una niña pequeña, cruzas los brazos sobre ti misma, frunces el ceño, y juntas los labios, en esos momentos eres realmente encantadora, y mucho mas guapa de lo que eres normalmente, supongo que por eso te hago enfadar.
Me gusta cuando luchas por la injusticia, cuando te dá igual lo que piensen los demás, cuando alzas la voz por encima de los demás por defender aquello en lo que crees.
Sobretodo me encanta cuando me insultas, y me gritas.Lo haces con cara de seria, pero los dos sabemos que bromeas, que solo me pegas y me insultas por buscar alguna escusa y acercarte a mí.Y yo no te niego esa escusa, y provoco.
Me gusta estudiar a tu lado, en la biblioteca, bueno si a mirarte durante cinco horas le llamas estudiar...porque es inevitable,verte allí con esa cara de concentrada, tomando apuntes, subrayando con dos mil y pico colores, enfadandote contigo misma por no saberte la lección, verte que te lo tomas tan a pecho, me hace gracia.Yo te miro, sonrio.Y tu te giras y me mandas callar.Tambien me gusta desconcrentrarte, conseguir que estes mas de una hora sin pasar de la primera linea del primer parrafo, mandandonos mensajes en posits, o en un móvil.Haciendonos perdidas, y mandandonos sms aunque estemos sentados los dos uno al lado del otro.
Me gusta tu tabaco raro, pero cuando digo raro, es raro...un tabaco normal que si le pretas a un botón se convierte en mentolado, nunca dejarás de sorprenderme.
Me gusta cuando sonries, aunque te empeñes en decir que no lo haces, estas medio dia sonriendo.
Me gusta que me provoques, que me escondas cualquier cosa ,un boligrafo, o el móvil está bien, que lo escondas al otro lado de tu cuerpo, para hacer que mis manos se trasladen hasta tus piernas, nuestras manos entren en contacto y no se separen.¿Casualidad? Lo dudo.Y volvemos al ataque, te haces la indignada, me recriminas que no me vas a devolver el movil.Pones cara de seria pero te veo sonreir.Y vuelvo a posar mis manos sobre tus piernas, y tu allí tranquila, las mantienes junto a tus piernas...
Haga lo que haga estoy perdido...Lo siento niña, pero tu no eres nada normal, pero eso es lo que tienes y me encanta.
Me gusta pasear contigo por calles mojadas que quieren recordar cada pisada, calles vacias con un par de almas perdidas...Pararnos frente a frente, que te insinúes sutilmente, pero no tanto, no demasiado, lo justo para entender que mi mano no ha acabado en tu cadera por casualidad.Y poco a poco , acercarnos, y besarnos, una vez, y otra.Aunque sean por unos segundos.